martes, 7 de abril de 2015

Colirrojos

De entre todas las especies de aves que existen en la Península Ibérica hay un género que únicamente tiene dos miembros presentes en nuestro territorio, es el género Phoenicurus. El significado etimológico de este grupo de aves habla del color de su cola, ya que en griego, phoenic (del griego: phoenix) hace referencia al color rojo, mientras que urus (del griego: oura) se refiere a la cola. Por lo tanto se trata de los colirrojos, aves insectívoras.

En la totalidad del territorio español tenemos la suerte de poder observar dos de las 14 especies de colirrojos que existen en el mundo:
  • Colirrojo tizón (Phoenicurus ochruros)
  • Colirrojo real (Phoenicurus phoenicurus)
El primero se puede observar en la Península durante todo el año, pues se trata de una especie residente que durante el invierno ve sus poblaciones aumentadas por la llegada de ejemplares norteños. El colirrojo real sin embargo es una especie transahariana que ahora está empezando a llegar desde África a sus lugares de cría más o menos, desde que termina marzo, hasta aproximadamente el comienzo de mayo, aunque las aves ya sabéis que no tienen calendarios, por lo tanto siempre pueden adelantarse o atrasarse. 

A parte de la distribución espacial y temporal, en apariencia ambas especies son muy diferentes, aunque hay que saber diferenciarlos, por ese motivo quiero dedicar esta entrada a las dos especies, aquí vamos a aprender a distinguirlos. Para hacerlo más fácil he preparado unos dibujo que harán más fácil la identificación, pues remarcan las diferencias de ambos claramente:

Macho de colirrojo tizón (izquierda)              Macho de colirrojo real (derecha)
Entre los machos las diferencias durante la época estival, son claras. El colirrojo tizón (izquierda), es completamente negro, con la cara concretamente mucho más oscura que hace destacar los llamativos paneles blancos (ausentes en los machos de primer verano). Para no variar la cola es de color rojizo anaranjado. El colirrojo real (derecha) también tiene la cara negra, pero solo hasta por encima del ojo, donde el plumaje se hace gris. Ambos colores están separados por una línea blanca en la frente (ausente en los machos de primer verano) y esta vez el rojizo de su cola se extiende hasta casi la garganta. 

Hembra de colirrojo tizón (izquierda)    Hembra de colirrojo real (derecha)
Entre las hembras las diferencias son un poco menos apreciables. En el colirrojo tizón (izquierda), la hembra es completamente parda con la cola rojiza en contraste, mientras que en el colirrojo real (derecha) la hembra también es parda pero su pecho y su garganta son más claros con tonos rojizos.

El uso de insecticidas y fitosanitarios en la agricultura junto con la destrucción de árboles y bosques viejos que son el hábitat de esta especie, están mermando la población de colirrojo real que en España ya era reducida. Por esta serie de amenazas y por la población tan reducida que hay en la Península Ibérica a la especie se califica como VU (vulnerable) según el Libro Rojo de las aves.
Realmente no hay mejor insecticida que una buena población de aves insectívoras como estas.

Finalmente y para saber si se os ha quedado, os propongo un pequeño juego:
  • ¿Cuál de las siguientes fotografías corresponde a cada una de las especies?¿Sabes ya diferenciarlas?



¡¡¡Escribe un comentario con tu respuesta a ver si has aprendido a diferenciarlas bien!!!

2 comentarios:

  1. Hembra de Colirrojo Tizón y la segunda macho de Colirrojo Real

    ResponderEliminar